Colores para interiores

Colores

Cuando se decide redecorar una casa es imprescindible renovar la pintura de las paredes, y cambiar de color puede ser una buena idea. Sin embargo, es necesario tomar en cuenta la importancia de los colores para interiores, pues definirá el estilo y personalidad del hogar. Por esto, el color es un elemento que da carácter a las habitaciones cuando se elige una paleta de colores que represente adecuadamente la personalidad, asimismo, esto crea ciertos efectos ópticos.

Estilo y personalidad

Cuando se eligen los colores para interiores es de vital importancia que se evalué el tamaño y la forma de la habitación para decidir cómo se quiere decorar. Ejemplo de ello es que las estancias pequeñas deben decorarse con tonos claros para dar mayor amplitud y que no sea agobiante. Mientras tanto, para las habitaciones grandes hay mayor libertad para elegir colores, sin abusar de los colores oscuros y llamativos que solo cansarán y aumentarán la atención.

Seguidamente, una de las decisiones más importantes es escoger si se quieren utilizar colores fríos o cálidos. En este sentido, los clores fríos son aquellos relacionados con el azul, el verde y lila, por su parte, entre los colores cálidos se encuentran los naranjas, amarillos y rojos. Desde aquí se resalta la importancia de jugar con los colores, sean estos de tonos fríos, colores cálidos o experimentar con un contraste de ambas bandas.

Finalmente, se deben considerar los estilos decorativos para la casa antes de elegir los colores para interiores. De este modo, es necesaria la coherencia, cosa que no hay en un hogar que sigue las características de un estilo industrial, pero utiliza colores rojos (y no precisamente para pequeños detalles). Lo ideal para este estilo decorativo son los tonos grises, marrones y azules, que mantienen mayor sentido en el hogar.